escoba.

f. Cytusus scoparius. Puede referirse también a Adenocarpus aureus, Adenocarpus complicatus, Adenocarpus desertorum, Adenocarpus lainzii, Mantisalca salmantica, Odontitella virgata.

Se llaman escobas a las matas que barren el cielo. Apuntan
sus ramas hacia arriba con una rectitud que dulcifican en
primavera con las flores, ya sean las escobas blancas, ya las
amarillas, llamadas también retamas y escobas negras, de
un amarillo tan intenso que lleva a preguntarte si las pintó
el sol, porque hasta bajo la lluvia brillan de amarillo como
un sol que jamás se hubiera tropezado con una nube. Con
todas se hacían, quizás todavía hoy se hacen, escobas para
barrer las casas, que hasta cuando se dice que alguien no
hizo nunca una escoba, es como si no supiera hacer nada,
de lo fácil que resulta segar sus tallos y ponerlos en un hatillo
como de vagabundo, atándolas a un palo, para barrer
los suelos y los hornos con las ramas de las escobas. Por
los montes, en primavera, no hay nada más luminoso que
sus flores, sobre todo en las que se fijó Delibes, las escobas
florecidas de un amarillo ardiente, y no de un “martillo ardiente”,
esa probable errata que aparece en “El disputado
voto del señor Cayo” de una edición a otra. El error es un
pájaro que vuela por el tiempo hasta alcanzar el sol.

Mónica Fernández-Aceytuno
“El viaje del agua”
Fundación AQUAE

Nombres vernáculos del táxon Cytisus scoparius

Castellano: escoba, escoba amarga, escoba negra, escobón, genista angulosa, hiniesta, hiniesta blanca, hiniesta de escobas, piorno, piorno amarillo, piorno negro, rebanillo, retama, retama de escobas, retama negra.

Catalán: ginestell comú, gòdua.

Euskera: erratza, irasta, isats arrun, isatsa, isatza, isaxa.

Gallego: xesta, xesteira.

Portugués: chamiça, escova, giesta-armela, giesta-ribeirinha, giesteira-brava, giesteira-das-vassoiras.

Castroviejo, S. (coord. gen.). 1986-2012. Flora iberica 1-8, 10-15, 17-18, 21. Real Jardín Botánico, CSIC, Madrid.

Siguiente Post:
Post anterior:
Este artículo lo ha escrito

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *