Los ojos del lenguado

Los ojos del lenguado

El ojo izquierdo del lenguado empieza a desplazarse por la cabeza para encontrarse con el otro ojo en el mismo plano, tal y como ha informado desde el Instituto Español de Oceanografía la bióloga Concha Franco.

Las larvas del lenguado nadan durante estos días en todas las aguas españolas y tienen, como la sardina, el cuerpo simétrico y un ojo a cada lado. Sin embargo, con el aumento de temperaturas en el agua del mar, el ojo iquierdo ha iniciado su recorrido por la cabeza para situarse sobre el lado derecho en un proceso conocido como “migración del ojo”.

A partir de este momento los alevines caen despacio, desorientados, con los ojos en el mismo plano y la boca torcida, con mal gesto. Ya en el fondo, la cara oculada se mimetiza con el entorno y se vuelve oscura, y gruesa. El lado ciego, el izquierdo, sin ojos y en contacto con la arena, se despigmenta.

Ayer por la mañana los atunes rojos pasaron por el Estrecho a la altura de las almadrabas gaditanas en su migración genética por el Mediterráneo. Los vientos eran suaves de levante y la mar estaba en calma y mientras saltaban los atunes, cayeron los lenguados, desde la superficie, hacia una vida de fondo y de arena, con un ojo de viaje por la cabeza.

ABC, 1-5-1999
Aceytuno.com

****

Buenos días.

Me encanta recordar cada año con este artículo, que la primavera también alcanza al mar.

Por otro lado, espero incorporar hoy al diccionario de la Naturaleza todos los nombres de las espadañas, sobre las que ayer escribí para republica.com

Estoy deseando poder contaros en qué ando tan atareada que casi no dispongo de sitio en mi pensamiento para acordarme de las cosas, o para no olvidarme de que es primavera.

Buena semana,

Mónica

Ojos de lenguado/ Manuel Barrajón Falcón

Ojos de lenguado/ Manuel Barrajón Falcón

Siguiente Post:
Post anterior:
Este artículo lo ha escrito

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *