Ardilla en el cerezo

Ardilla en el cerezo

No recuerdo que hubiera por La Rioja tantas ardillas como estoy observando estos días en el cerezo del patio de atrás de esta casa, y ayer en la casa de mi tío, donde la ardilla se come las avellanas que caen sobre la mesa, dejándolas abiertas en dos, pero no como era de esperar, igual que un libro abierto, sino partiéndolas en zigzag de una manera muy curiosa.

¿Lo habéis observado alguna vez?

Os dejo porque estar con mis padres es un no parar, igual que cuando mis hijos eran pequeños.

Aunque las fotos son un poco apresuradas, se puede apreciar también que la ardilla, con el calor, ha perdido esos pinceles que lleva en las orejas durante el invierno.

Buenos días,

Mónica

Cáscara de la avellana tal y como la dejó una ardilla / Aceytuno

Cáscara de la avellana tal y como la dejó una ardilla / Aceytuno

Ardillas sin los pinceles en las orejas que le caen en verano / Aceytuno

Ardilla sin los pinceles en las orejas que le caen en verano / Aceytuno

Ardilla en el cerezo / Aceytuno

IMG_8281

IMG_8287

Viendo caer la tarde desde la casa de mis tíos / Aceytuno

Viendo caer la tarde desde la casa de mi tío Pepe / Aceytuno

Montes riojanos, ayer al atardecer / Aceytuno

Montes riojanos, ayer al atardecer / Aceytuno

Siguiente Post:
Post anterior:
Este artículo lo ha escrito

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *